size

Textos y Resúmenes de Psicología

Material de estudio para estudiantes de Psicología y carreras relacionadas.

Extraido de libro: "Metodología y teoría de la Psicología" de J. F. Morales Domínguez

Un experimento es una técnica, para obtener información científica, que manipula una variable independiente y mide sus efectos en una variable dependiente. En el experimento se crea una situación artificial que permite controlar y  modificar (manipular) las condiciones con las que se trabaja.
Las hipótesis alternativas son otras razones, diferentes de la hipótesis de partida, por las que la variable dependiente pudo haber sido afectada.
Llamamos control experimental a los procedimientos que, al diseñar un experimento, se adoptan para garantizar (en la medida de lo posible) que todos los cambios de la variable dependiente se deben de modo exclusivo a la manipulación de la variable independiente.
Hay tres dimensiones de control que consisten en:
  • Controlar la variable independiente (operativizándola y manipulándola adecuadamente).
  • Controlar la variable dependiente (asegurándose de la adecuación de la medida utilizada).
  • Eliminar las variables extrañas.

Las variables extrañas se caracterizan por influir en la variable dependiente. Fuentes de variabilidad de la variable dependiente. Las variaciones de la variable dependiente suelen recibir el nombre de varianza, según Arnau existen en Psicología tres grandes fuentes de varianza:
  • La que procede de los sujetos.
  • La que procede del ambiente.
  • La que procede de la situación experimental.

Para poder detectar las posibles variables extrañas en un experimento, habrá que comprobar si en los sujetos, en el ambiente o en la situación experimental, hay algo -que no sea la variable independiente- que pueda afectar a la variable dependiente.
La validez interna de una investigación es el resultado del control experimental. Se dice que un experimento tiene validez interna cuando se han eliminado todas las hipótesis alternativas.
Rosenthal ha señalado que la actitud del experimentador –que evidentemente desea que aparezcan unos resultados y no otros- puede influir inconscientemente en los sujetos de manera que éstos hagan lo que él desea, o puede hacer que el propio investigador interprete los datos en forma sesgada. Este fenómeno se denomina “efecto experimentador”y puede ser una fuente de variables extrañas.
Se denomina características de la demanda a otra variable extraña que se refiere al hecho de que el experimento esté diseñado de manera que los sujetos puedan adivinar (o crean adivinar) la hipótesis de que se parte. Si ocurre esto, evidentemente, puede influir también en los resultados en el sentido de que los sujetos tiendan a confirmar o negar la hipótesis que se trata de probar.
Efectos de una variable extraña. Lo que las variables extrañas producen en la variable dependiente puede considerarse un error. Estos errores pueden ser de dos tipos:
  • Errores sistemáticos: aquellos errores que se producen siempre en la misma dirección. Ej: si utilizamos un cronómetro averiado para medir tiempo de respuesta de los sujetos.
  • Errores aleatorios: aquellos que se distribuyen al azar entre los sujetos experimentales. Ej: la fatiga de los sujetos experimentales.

Técnicas de control experimental. Una vez detectadas las variables extrañas y conocidos sus efectos, el control experimental exige su eliminación, o si esto no es posible, tratar al menos de controlar sus efectos sobres la variable dependiente, de manera que dichos efectos se puedan “descontar” para quedarnos con la varianza de la variable dependiente debida exclusivamente a la variable independiente. Para ello existen diversa técnicas en función del tipo de variable extraña de que se trate.
  • Eliminación.
  • Mantener constantes las condiciones: si sabemos o sospechamos que algo distinto de la variable independiente puede afectar a la variable dependiente, una forma de controlarlo es hacer que se mantenga igual en todos los sujetos a lo largo de todo el experimento. Con ello produciremos un error sistemático en todos los casos, lo cual no afectará a nuestras comparaciones.
  • Balanceo: equilibrar las condiciones (compensar los efectos) que suponemos pueden influir en los resultados del experimento.
  • Contrabalanceo: aleatorizar las distintas presentaciones para evitar el llamado error progresivo.

Existen dos técnicas especiales, que sólo se pueden aplicar en determinado tipo de diseño:
  • Conversión de la variable extraña en variable experimental: se trata de incluir la variable extraña como un tratamiento más del experimento. Esto supone que podemos manejar dicha variable.
  • Control por el sujeto: este tipo de control se da en los llamados diseños N=1, es decir, con un solo sujeto al que se toman sucesivas medidas tras la aplicación de sucesivos valores de la variable independiente.

0 comentarios:

Publicar un comentario