size

Textos y Resúmenes de Psicología

Material de estudio para estudiantes de Psicología y carreras relacionadas.

El desarrollo psíquico se inicia al nacer y concluye en la edad adulta, consiste en una marcha hacia el equilibrio.
Es una progresiva equilibración, un perpetuo pasar de un estado de menor equilibrio a uno superior.
La forma final alcanza el crecimiento orgánico y es más estática que la que la tiende el desarrollo mental y más inestable, ya que cuando ha concluido la evolución ascendente, comienza automáticamente una evolución regresiva (vejez). Las funciones de la inteligencia y de la afectividad tienden  hacia un "equilibrio móvil", y más estable cuanto más móvil es.
El desarrollo mental es una construcción continua. Dos aspectos del proceso de equilibracion: Hay que oponer las estructuras variables, las que definen los estados sucesivos de equilibrio, y un determinado funcionamiento constante que asegura el paso de cualquier estadio al nivel siguiente.
Desde el punto de vista funcional (conducta y pensamiento) existen mecanismos constantes, comunes a todas las edades y niveles, la acción supone un interés que la desencadena (necesidad fisiológica, afectiva o intelectual) Varían de un nivel mental a otro. Ademas de las funciones constantes, hay que distinguir las estructuras variables, y el  análisis de estas marcan las diferencias de un nivel a otro de la conducta (desde comportamientos elementales del nacido hasta la adolescencia)
Las estructuras variables serán las formas de organización de la actividad mental, bajo su doble aspecto intelectual y afectivo y según sus dimensiones (individual y social). Hay seis estadios de desarrollo que marcan aparición de estructuras:
1.  Reflejos (montajes hereditarios) y primeras tendencias instintivas (nutrición) y emociones.  
2. Primeros hábitos motores y percepciones organizadas, y sentimientos diferenciados.
3. Inteligencia sensorio-motriz o práctica (anterior al lenguaje), regulaciones afectivas  elementales y fijaciones exteriores de la afectividad. -Período del lactante (hasta aprox. 1 ½ a 2 años, antes de los desarrollos del lenguaje y pensamiento).-  
4.- Inteligencia intuitiva, sentimientos interindividuales espontáneos y relaciones sociales de  sumisión al adulto (de 2 a 7)
5. Operaciones intelectuales concretas (aparición de la lógica), y de sentim. morales y sociales de cooperación (7 a 11/12). 
6. Operaciones intelectuales abstractas, formación de la personalidad e inserción afectiva e intelectual en la sociedad adulta
Cada uno se caracteriza por la aparición de estructuras originales y su construcción la distingue de las otras. Lo esencial subsiste en los estadios anteriores como  subestructuras sobre las que se las nuevas. La evolución mental se efectúa en forma de equilibración más avanzada. Toda acción responde a una necesidad. El niño ejecuta todos los actos (exteriores o interiores) movido por una necesidad, que es la manifestación de un desequilibrio: Hay necesidad cuando algo, fuera o en nosotros ha cambiado, y se impone un reajuste por esa transformación. La acción termina cuanto las necesidades están satisfechas, cuando el equilibrio fue restablecido entre el hecho nuevo y la organización mental anterior.
Cada conducta tiende un equilibrio más estable. Es una mecanismo continuo y perpetuo de reajuste
Intereses comunes a todas las edades: Toda necesidad tiende: a incorporar las cosas y las personas a la actividad propia del sujeto, a asimilar el mundo exterior a las estructuras ya construidas, y; a reajustar éstas en función de las transformaciones sufridas, y a acomodarlas a los objetos externos.
La vida orgánica y mental asimila progresivamente el medio ambiente gracias a estructuras, órganos psíquicos, cuya acción es más amplia: la percepción y los movimientos elementales (aprensión) dan acceso a los objetos próximos en su estadio momentáneo, luego la memoria y la inteligencia prácticas reconstruyen su estadio anterior y anticipan el proximo. El  pensamiento intuitivo los  refuerza. La inteligencia lógica (operaciones concretas y de deducción abstracta) termina esta evolución y hace al  sujeto dueño de los acontecimientos más lejanos (en el espacio y tiempo) El espíritu consiste en incorporar el universo, pero la estructura de la asimilación varia
Al asimilar los objetos, la acción y el pensamiento se acomodan a ellos, a proceder a un reajuste cuando hay variación exterior. Es la adaptación al equilibrio de asimilaciones y acomodaciones, la forma general del equilibrio psíquico.

GENESIS Y ESTRUCTURA EN PSICOLOGÍA DE LA INTELIGENCIA
La estructura es un sistema parcial que presenta leyes de totalidad, distintas de las propiedades de los elementos.
Génesis en psicología, rechaza definición de comienzos absolutos. Es un sistema relativamente determinado de  transformaciones que comportan una historia y conducen de manera continuada de un estado A a un estado B, siendo este más estable que el inicial, sin dejar de constituir su prolongación.

Toda génesis parte de una estructura y desemboca en una estructura
El grupo de las cuatro transformaciones, modelo de estructura cuyo proceso de formación se sigue en niños entre 12 y 15. Antes de los 12, ignora la lógica de proposiciones. Sólo conoce algunas formas elementales de lógica reversibles (la forma de la inversión) y de de relaciones, en calidad de reversibilidad, la forma de la reciprocidad.
A los 12 se constituye, y desemboca en su equilibrio en el momento de la adolescencia,
En los 15 reúne a las inversiones y a las reciprocidades, notandose en los dominios de la inteligencia formal a este nivel: la estructura de un grupo que presenta cuatro tipos de transformaciones, idéntica I, inversa N, recíproca R y  correlativa C.
Esta explica la aparición entre 12 y 15 años de esquemas operatorios nuevos: La posibilidad de razonar sobre dos sistemas de referencias a la vez, la comprensión de los sistemas de equilibrio físico (acción y reacción, etc.).
Se reconocen, en la estructura, las formas de reversibilidad distintas: la inversión que es la negación, y la reciprocidad. Ambas están unidas en un solo sistema total, mientras que, para el menor de 12, ambas formas existen, pero aisladas.
A los 7 años es capaz de operaciones lógicas concretas refieridas a objetos y no a proposiciones. Oper de clases y relaciones.
En la estructura, se traza su génesis a partir de otras estructuras más elementales, que no constituyen comienzos absolutos, sino que derivan, por una génesis anterior, de estructuras aún más elementales.


Toda estructura tiene una génesis
Recíprocamente, toda estructura tiene una génesis. Las estructuras (de transitividad, de inclusión, de conmutabilidad de las sumas elementales), como las lógico-matemáticas, no son innatas en el niño, se van construyendo poco a poco. Toda estructura supone una construcción. Se remontan paso a paso a estructuras anteriores que nos remiten al problema biológico.
Génesis y estructura son indisociables temporalmente. Si estamos en presencia de una estructura en el punto de partida, y de otra estructura más compleja en el de llegada, entre ambas se sitúa un proceso de construcción, que es la génesis. Nunca esta la una sin la otra, ni se alcanzan en el mismo momento, porque la génesis es el paso de un estado anterior a un ulterior.
El equilibrio se caracteriza por su estabilidad (no, inmovilidad). Puede ser móvil y estable. Un sistema operatorio será un sistema de acciones, de operaciones móviles, pero que pueden ser estables en el sentido de que la estructura que las determina no se modificará más una vez constituida.
Todo sistema puede sufrir perturbaciones exteriores que tienden a modificarlo. Existe equilibrio cuando estas están compensadas por acciones del sujeto, orientadas en el sentido de la compensación. (la más general)
El equilibrio no es algo pasivo, sino, una cosa esencialmente activa. Se necesita una actividad tanto mayor cuanto mayor sea el equilibrio. Una estructura está equilibrada cuando un individuo sea lo suficientemente activo como para oponer a todas las perturbaciones compensaciones exteriores. Estas acabarán siendo anticipadas por el pensamiento.
La noción de equilibrio permite la síntesis entre génesis y estructura, que engloba a las de compensación y actividad. Si consideramos una estructura de la inteligencia, una estructura lógico-matemática hallaremos la actividad. Al ocuparmos de un análisis psicológico, se trata de conciliar el sistema de la consciencia y el del comportamiento (psico-fisiologia). En la consciencia, estamos ante unas implicaciones, en el comportamiento ante unas series casuales. La reversibilidad de  las operaciones, de las estructuras lógico-matemáticas, constituye lo propio de las estructuras en el plano de la implicación, y para comprender cómo la génesis desemboca en esas estructuras, recurrimos al lenguaje causal. La noción de equilibrio. Un sistema de compensaciones progresivas y cuando son alcanzadas, la estructura está constituida en su misma reversibilidad.
Ejemplo de estructura lógico~matemática: Se presentan al niño  dos bolas de arcilla de las mismas dimensiones, y luego se alarga una de ellas en forma de salchicha. Se le pregunta si ambas presentan todavía la misma cantidad de arcilla.  Al principio no admite esta conservación de la  materia: se imagina que hay más en la salchicha porque es más larga, o que hay menos porque es  más delgada. Habrá que esperar hasta los. 7 u 8 años para que admita que la  cantidad de materia no ha cambiado, un tiempo un poco más largo para llegar a la conservación del  peso, y por último, hasta los 11-12 años, para la conservación del volumen. Las teorías corrientes del  desarrollo, de la génesis invocan a tres factores:
La maduración (factor interno, estructural, hereditario) es importante pero no resuelve el problema. El acceso a la conservación no se produce a la misma edad en los diversos medios. Hay que considerar el medio social y el ejercicio.
La experiencia física (de la experiencia o del ejercicio) es importante. Por manipular objetos, se llega a nociones de conservación Pero en el terreno concreto de la conservación de la materia, hay dos dificultades. esa materia que se conserva para el niño antes que el peso y el volumen, es una realidad que no se puede percibir ni medir. No es accesible a los sentidos, es la substancia. Noción exigida por una estructuración lógica, mucho más que por la experiencia y, no es debida a la experiencia como factor único.
La transmisión social tiene una importancia capital, constituye una condición necesaria, pero no es suficiente. La conservación no se enseña. Cuando se transmite un conocimiento al niño, o bien permanece como letra muerta, ó sufre una  reestructuración que exige una lógica interna.
Estudió de un caso particular: El sujeto pasa progresivamente de un estado de equilibrio inestable a uno más estable, hasta alcanzar la compensación completa (equilibrio). Se distinguen cuatro fases de estrategia:
1º La primera es la más probable en el punto de  partida; 2º se convierte en la más probable en función de los resultados de la primera, pero  no lo es desde el punto de partida; 3º se convierte más probable en función de la segunda, pero que ella; y así sucesivamente. Es una probabilidad secuencial. Reacciones de niños de distintas edades.
1ra Fase. El niño utiliza una sola dimensión. Dirá porque es más grande, es más largo. Considera una dimensión y desprecia  la otra. Se ignora la conservación. Pero, desde el momento en que el niño razona sobre uno de los casos.
2da fase. Invertirá su juicio. Es probable que en función de la 1º fase adopte una actitud inversa por dos razones: Un contraste perceptivo. Si continuamos alargando la bola  hasta convertirla en un fideo, dira que es muy delgado.La había percibido, pero despreciado conceptualmente. Una insatisfacción subjetiva. A fuerza de repetir, comienza a dudar de sí mismo. Renuncia a considerar la longitud y razona sobre el espesor. Pero, se olvida de la longitud y considera una dimensión
3ra fase: Razonará sobre ambas dimensiones a la vez y oscilará. Cuantas veces se le presente un dispositivo y se transforme la forma de la bola, habrá de elegir el espesor o la  longitud. Esto le conducirá a descubrir la solidaridad entre ambas  transformaciones. Descubre que, a medida que la bola se alarga, se hace más delgada, y que toda transformación de la longitud comporta la del espesor, y recíprocamente. Razona sobre transformaciones, a partir del momento en que razone sobre la longitud y el espesor a la vez, y sonbre la solidaridad de las variables, razonara con la idea de transformación. Entra en la vía de la compensación y la estructura habrá de definir. Se encuentra ante un sistema reversible.
4ta  fase. Es un equilibramiento progresivo y que no está preformado. El segundo o el tercer estadio sólo se convierte en  probable en función del estadio que le precede. Es un proceso de probabilidad secuencial que desemboca en una  necesidad, pero solo cuando el niño adquiere la comprensión de la compensación y cuando el equilibrio se traduce por ese sistema de implicación: la  reversibilidad. A este nivel de equilibrio, el niño alcanza una estabilidad.
Una estructura extratemporal nace de un proceso temporal. En la  génesis temporal, las etapas obedecen a probabilidades crecientes determinadas por un orden de sucesión temporal, y una vez equilibrada y cristalizada, la estructura se impone con carácter de necesidad a la mente del sujeto; marca del perfeccionamiento de la estructura  que se convierte en intemporal.

0 comentarios:

Publicar un comentario